TU CABELLO SIENTE

El estrés físico o emocional tiene repercusiones en todo tu cuerpo, y eso incluye el cabello. Te invitamos a seguir leyendo para contarte 3 trucos que pueden evitar la caída del cabello por estrés, también conocido como efluvio telógeno.





La inmediatez, la excesiva demanda y competencia, la conciliación de nuestra parte personal con la profesional, han hecho que el estrés sea algo ya común en nuestras vidas. Y a esto se le suman los cambios sociales que atravesamos a raíz de una pandemia mundial. Lo que, al final, nos afecta desde varios lados, el del cuidado del cabello incluido.

Mantener este ritmo tan frenético puede empezar a pasarnos factura mediante la manifestación de una serie de desajustes internos que pueden ir desde la ansiedad y la irritabilidad, pasando por el estrés y el insomnio.


Es cierto que la caída de cabello no estacional puede producirse por varios motivos como, por ejemplo, una alimentación no adecuada, la carencia de nutrientes esenciales, o la falta de descanso y sueño.

Sin embargo, también es verdad que cada vez es mayor el caso de personas que se les empiezan a caer el cabello de una forma inesperada debido a desajustes emocionales, preocupaciones excesivas o por estar sometidos constantemente a situaciones de presión o estrés.


Que un día tengamos una preocupación, estemos tristes o se produzca un momento de estrés puntual no es lo que nos va a pasar factura. Lo que acaba teniendo consecuencias es el hecho de mantener en el tiempo y de una manera frecuente y constante este tipo de situaciones, actitudes y emociones.




Consecuencias del estrés en el cabello


· Caída puntual de cabello

· Alopecia

· Sequedad

· Aceleración de la aparición de canas

· Pérdida de brillo en el cabello y, como consecuencia, un pelo mate y opaco

· Pérdida de volumen

· Pérdida de vitalidad: tu cabello se vuelve triste, como sin vida


3 consejos para que el estrés no afecte tu cabello

1- Hacé de la alimentación tu gran aliada


Evita los alimentos que potencian los estados de ansiedad y estrés como el café o el alcohol. Controlá también del exceso de azúcar y refinados. Por otro lado, aumentá la ingesta de alimentos ricos en potasio o magnesio.

En definitiva, apostá por una dieta rica en frutas, verduras y cereales para asegurarte el aporte de nutrientes esenciales. Y reducí el consumo de azúcares, alcohol, estimulantes y productos excesivamente procesados. Todo ello no solo fortalecerá tu cabello sino que mejorará tu salud general.

2- Recurrí a los automasajes capilares


Realizá el masaje de cabello con aceites vegetales y esenciales, para estimular tu cuero cabelludo y activar la circulación de la zona. También podes recurrir a tratamientos capilares en el salón que incluyen este tipo de masajes.

Además, este tipo de masajes impactan directamente en tu estado emocional relajándote y calmándote, ¡una fantástica rutina de belleza para el cabello!

Empezá el masaje capilar de la nuca hasta la frente, y de las orejas hasta la parte alta de la cabeza.

3- Marcate unos horarios fijos


Esta rutina favorecerá tu estabilidad. Sobre todo respetá los horarios de sueño y descanso para que tu organismo se recomponga y descanse.


Si te parece interesante este artículo, dejanos tu comentario.

Y para enterarte de todas las novedades, no olvides seguirnos en nuestras redes sociales: Intagram y Facebook.


¡Hasta la próxima!


27 vistas

HORARIOS

Lunes a Sábados de 9 a 20 h

SALÓN

Comodoro Rivadavia

Italia 955

TURNOS

CLIENTES

  • Facebook - White Circle
  • Instagram - White Circle

Atención al cliente 

0297 447 1886

PROFESIONALES